Sigmaroteca
Advertisement
Sigmaroteca

Eternity warden.jpg

Implacables guardianes de los Slann, los Eternity Wardens viven sólo para defender a sus amos. Se interponen abnegadamente en el camino de cualquier enemigo, y soportan tormentas de golpes antes de responder con brutal violencia.

Descripción[]

Un Maestro Estelar puede tener cientos de Guardianes Saurios a sus órdenes, cada uno asignado para proteger algún elemento crucial del Gran Plan.  Pocos, sin embargo, recibirán el rango de Eternity Warden. En ellos recae el que quizás sea el deber más sagrado dado a cualquier Saurio, ya que son ellos quienes deben supervisar la defensa de los propios Maestros Estelares. Esto es una necesidad, porque cuando un Slann sale al campo de batalla proporciona un objetivo irresistible a sus enemigos.  La presencia de un Eternity Warden permite a los otros comandantes Saurios centrarse en los asuntos estratégicos, satisfechos de que no tienen que mirar constantemente por encima del hombro para proteger a su maestro.

Son los Eternity Wardens quienes deciden a quién se le permitirá el acceso al Slann. Su palabra en tales asuntos es inviolable, y si un Seraphon no puede convencerlos de la importancia de su súplica, entonces no tiene ninguna posibilidad de presentarse ante los Maestros Estelares.  En la batalla, un Eternity Warden alterna entre la vigilancia y la acción frenética.  Aquellos que se acercan son brutalmente golpeados por poderosos barridos de su maza de piedra estelar. Cada golpe se ejecuta con una economía de movimientos perfecta, sin desequilibrios o extralimitaciones que dejen su defensa vulnerable. La Guardia Sauria luchará con más fuerza en torno a los Eternity Wardens, ya que ser juzgado sin convicción en su deber sería un destino peor que la muerte para estos guerreros.  Si la situación lo exige, un Eternity Warden no dudará en sacrificarse por su amo. Son innumerables las historias de heroicidades realizadas por estos guardianes alfa, arrebatando el triunfo de las fauces de la tragedia.

Curiosamente, con el paso de los años los Eternity Wardens protectores de un Slann parecen ser sorprendentemente similares, contando incluso con las mismas heridas y estilos de lucha.  Algunos Eslizones creen que no son verdaderos Seraphon, sino algo completamente diferente: seres de pura fuerza Azyrita a los que se les prohíbe descansar hasta que se complete El Gran Plan y la tarea del Slann finalmente esté terminada.

Armamento[]

Los Guardianes Eternos pelean con mazas de piedra estelar, además de con sus poderosas mandíbulas erizadas de colmillos.

Imágenes[]

Fuente[]

Advertisement