Mutalith Vortex Beasts.png

Los orígenes de las primeras Mutalith Vortex Beasts son imposibles de adivinar, ya que, sean lo que sean, ahora son poco más que encarnaciones del Caos en toda su locura. Desde su aparición durante la Era del Caos, se pueden encontrar muchas Vortex Beasts habitando hacia el Perímetro de cada reino donde el poder de la magia se hace más fuerte. Algunos hechiceros incluso han deducido cómo crear Vortex Beasts a través de grandes hechizos de modelado de carne, un proceso que es realmente horrible para aquellos atrapados en él.

La piel de una Vortex Beasts se ondula constantemente con energías mutantes, y desde sus enormes tentáculos de fauces, formados por las entrañas de la criatura, atacan para golpear a cualquiera que se interponga en su camino. Sin embargo, la verdadera amenaza que representa una Vortex Beasts para sus enemigos radica en su conexión con el Reino del Caos. Arremolinándose sobre la espalda de un Mutalith hay un portal abierto al dominio de los Poderes Ruinosos, a través del cual la bestia puede aprovechar la materia prima del Caos. Los resultados son impredecibles, pero siempre devastadores: los enemigos pueden encontrar que sus extremidades se retuercen hacia atrás, sus huesos se deforman en serpientes retorcidas o sus cuerpos se vuelven del revés. Si el Mutalith es consciente de estos efectos, no da ninguna señal, pero para los Slaves to Darkness, las Vortex Beasts son una prueba de que no existe una ley natural que el Caos no pueda subvertir para satisfacer sus necesidades.

Fuentes[editar | editar código]

  • Tomo de batalla: Slave to Darkness (2019)
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.