Sigmaroteca
Advertisement
Sigmaroteca

Reeknik.jpg

El Vidente Gris Reeknik ha superado a sus rivales en cada paso de la búsqueda del legendario corazón encantado del Motor Brujo. Se hizo con el poder tras años de astutas argucias, y se consagró a la construcción de un arma de poder devastador con la que destruir a los Fyreslayers. Con la ayuda de varios clanes Skryre, construyó un incinerador mágico de prodigioso tamaño por medio del cual llenaría de fuego los túneles Duardin. Tras el anunciado desastre de la Inundación de Fuego Brujo, la culpa cayó de lleno sobre las cabezas de sus subalternos y Reeknik diseñó un nuevo plan aún más mortífero: La Alimáquina

A pesar de la cantidad de Duardin que perecieron en sus fauces y la espectacular explosión en la que quedó destruida accidentalmente la máquina, la victoria seguía eludiendo a Reeknik. Por entonces, los muertos de los Fyreslayers y los skaven habían quedado atrapados en túneles colapsados, salpicando el Motor Brujo de tumbas improvisadas. Reeknik tenía astutos planes para utilizarlas en su favor...

Al final de la Guerra del Motor Brujo, el vidente gris Reeknik se enfrento a los Fyreslayers de Rygorn-Grimnir, pero lo que no esperaban ni skavens ni Duardins, es que una Corte de necrófagos hizo aparición durante la batalla. El Vidente gris acabaría siendo devorado por el rey aberrante que dirigía a estos necrófagos.

Fuentes:[]

  • Death Battletome: Flesh-Eater Courts (1ª Edición)
Advertisement